Silla salvaescaleras vs. plataforma elevadora

Sillas salvaescaleras autónomas

Silla salvaescaleras vs. plataforma elevadora

Dos de los sistemas eléctricos de movilidad más eficaces para las personas de la tercera edad o con movilidad reducida son las plataformas elevadoras y las sillas salvaescaleras autónomas. En esta nueva entrada te hablamos de sus grandes diferencias para que sepas elegir la que más se adapte a tus necesidades.

Sobre las plataformas elevadoras

Las plataformas elevadoras son más fáciles de instalar en las viviendas o comunidades de vecinos ya que no necesitan, por lo general, trabajos de remodelación antes de ser implementadas como sí ocurre con su semejante, el ascensor.

En cualquier caso, hay que diferenciar entre plataformas verticales y salvaescaleras. Estas últimas pueden llevar a cualquier persona en silla de ruedas o scooter directamente de un piso a otro o de una altura a otra, mientras que las plataformas verticales se suelen emplear únicamente para salvar pequeñas barreras físicas o en portales de viviendas.

La mejor es la plataformas salvaescalera porque se puede usar tanto dentro del hogar como en entradas a edificios y su instalación es mucho más sencilla que la de las verticales.

Sobre las sillas salvaescaleras

Las también denominadas como sillas elevadoras, son más que adecuadas para quienes todavía pueden andar aunque sea con dificultad, pero que les es imposible bajar o subir escaleras. También es buena alternativa para aquellos que puedan moverse de forma autónoma y con soltura de su silla de ruedas al asiento del elevador.

El salvaescaleras es un sencillo sistema que se instala rápidamente en las escaleras. Hace el recorrido de estas por un riel, permitiendo así el desplazamiento del usuario que va cómodamente sentado. Estos rentables aparatos, que en Hileusa podemos ofrecerte, pueden incorporarse tanto en escaleras rectas como irregulares y su funcionamiento se basa en el uso de baterías, razón por la que se pueden emplear también durante posibles apagones.

Si tienes un familiar o amigo con cierta agilidad para su edad pero notas que necesita algo de ayuda para avanzar por las escaleras con facilidad y seguridad, las sillas salvaescaleras serán lo mejor para él o ella. Seguirá siendo autónomo e independiente en su casa pero a la vez contará con la asistencia técnica de estos aparatos solo cuando la necesite.