Claves en la inspección por las empresas de ascensores en Madrid

empresas de ascensores en Madrid

Claves en la inspección por las empresas de ascensores en Madrid

¿Sabías que los ascensores deben someterse, por ley, a una serie de inspecciones periódicas? De hecho, estas actuaciones de mantenimiento que realizan las empresas de ascensores en Madrid están reguladas en el Real Decreto 2291/1985, de 8 de noviembre, pero también por otros reglamentos e instrucciones técnicas complementarias más actuales. 

Tengamos en cuenta que la tecnología se desarrolla a velocidad de vértigo, también en el mundo de los ascensores, y no requieren las mismas necesidades de inspección o mantenimiento los elevadores actuales que los instalados hace tres décadas. 

¿A qué instalaciones aplica este real decreto? ¿Cada cuánto tiempo deben revisarse? En las siguientes líneas, ofrecemos algunas claves. ¡Empezamos!

¿Qué instalaciones de elevación están sometidas a revisión?

A tenor literal del Real Decreto 2291/1985, se entiende por aparatos de elevación y manutención “aquellos que sirvan para estos fines, cualquiera que sea su forma de accionamiento, tales como ascensores, montacargas, escaleras mecánicas, andenes móviles, montamateriales para la construcción, grúas, aparatos de elevación y transporte continuos, transelevadores, carretillas de manutención y otros aparatos similares”. 

Revisiones: ¿cada cuánto tiempo se hacen?

Los ascensores de viviendas particulares unifamiliares, así como los de velocidad no superior a 0,15 m/s, son sometidos a revisiones cada cuatro meses. Los de menos de veinte años instalados en edificios residenciales de hasta seis paradas y los públicos de hasta cuatro paradas se hacen cada seis semanas. 

Otros ascensores cuya periodicidad viene marcada por los trabajos de mantenimiento deben ser mensuales. 

Inspecciones obligatorias por las empresas de ascensores en Madrid

Las inspecciones obligatorias, en cambio, son realizadas por empresas de ascensores en Madrid certificadas, de acuerdo con la normativa vigente. De lo contrario, el propietario, comunidad o arrendador pueden ser sancionados. 

La periodicidad de las inspecciones obligatorias – determinada por ley – es cada 4 años si se trata de edificios de 4 plantas o más de 20 viviendas; cada seis años, para el resto de ascensores. 

Por su parte, los ascensores de uso público o industrial deben ser inspeccionados, al menos, cada dos años. 

¿Quién está obligado a mantener las instalaciones en perfecto estado?

Tanto el propietario como el arrendatario de los elevadores deben cuidar de que este se mantenga en perfecto estado de funcionamiento. Para ello, disponen del conocimiento y servicios de los mejores fabricantes e instaladores. 

No obstante, hemos de diferenciar entre mantenimiento y revisión. Esta última se basa en las exigencias y recomendaciones para garantizar la seguridad en la instalación y son realizadas por la propia empresa instaladora. En este sentido, desde Hidro Lift somos una de las empresas de ascensores en Madrid de referencia en el sector. Además, ofrecemos servicios de instalación, mantenimiento y reparación de todo tipo de elevadores. ¡Llámanos!